Justicia es que no vuelva a pasar

La muerte de Vicky Nuñez en Paraná es investigada y se esperan los resultados de la autopsia, mientras su familia y amigues y toda la comunidad travesti – trans exige justicia y le apuntan directamente a los policías que intervinieron en el pedido de asistencia que había hecho su familia al 911.

Cinco patrulleros llegaron al lugar según testimonios de Marcela, su madre, pero en vez de atender el proceso de salud que estaba atravesando Vicky, la esposaron, la redujeron y finalmente falleció cuando fue derivada al Hospital según describen los primeros informes policiales.El grito de Justicia visibiliza la vulnerabilidad extrema que vive la comunidad travesti trans y deja en evidencia la falta de un protocolo de actuación frente a temas de salud

Fotos de Juliana Faggi

Compartir

Ayudanos a difundir!