En un programa especial, medios comunitarios, alternativos y populares  que integran la campaña 365D entrevistaron al presidente de la  Autoridad de Servicios de Comunicación Audiovisual, Martín Sabbatella.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Por Red ECO

El 6 de mayo los medios que impulsan la campaña 365D (www.365d.org) realizaron un programa de radio desde el auditorio de FM La Tribu que fue transmitido por internet a través de la radio de la Red Nacional de Medios Alternativos y replicados por otras radios de todo el país. Durante la  entrevista al titular de la AFSCA, le preguntaron acerca de los temas que preocupan a este sector,  con relación a la aplicación de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual,  sancionada hace más de tres años y medio.

En qué estado se encuentra la elaboración del Plan Técnico, qué pasa con la reserva del 33% para las emisoras “sin fines de lucro”, cómo define a un medio comunitario, alternativo y popular, fueron algunas de las preguntas. También sobre qué hará el organismo respecto a situaciones de interferencias a estos medios. Quisieron saber, a su vez, qué pasa con el dinero que recauda la AFSCA a través de AFIP y que la ley prevé sean entregados a medios comunitarios y su opinión acerca de la distribución de la pauta oficial.

Rescatamos para compartir con nuestros lectores, los pasajes que consideramos más importantes de la extensa entrevista (1)  realizada a Martin Sabbatella.

Se le pidió en primer lugar que hiciera una valoración acerca de los avances que la AFSCA ha tenido en cuanto a la aplicación de la ley respecto a los medios comunitarios, alternativos y populares.
“La ley tiene como uno de los objetivos centrales que podamos construir como proceso el 33% del espectro para las radios, para las frecuencias; que esas frecuencias se entreguen a medios  comunitarios, populares sin fines de lucro”, afirmó. Para luego agregar que su opinión es que se ha avanzado mucho aunque, dijo, “todavía hay muchísimo más por hacer. Además también hay cuestiones de decisión política y de voluntad política de avanzar, y temas también técnicos que tienen que ver con cómo se ordena el espectro y cómo se produce ese plan técnico necesario para organizar el espectro del conjunto de la Patria”.

Uno de los reclamos que es parte de la campaña 365D habla justamente de la necesidad de que “se realice el Plan Técnico que garantizaría la reserva del 33% del espectro radioeléctrico para los medios ‘sin fines de lucro’. Hasta tanto no se formalice el mismo, pedimos que esto no condicione el llamado a concursos y otorgamiento de licencias para el sector de los medios Comunitarios, Alternativos y Populares”.

En este sentido Sabbatella dijo que “claramente se está trabajando en la elaboración del plan técnico” aunque dijo no tener en ese momento los plazos de las instancias del cronograma de trabajo.

El titular del organismo manifestó: “En algunos lugares donde el plan técnico está desarrollado o sabés que no hay zonas conflictivas podés avanzar. En otros lugares necesitás el plan técnico primero porque obviamente si vos no tenés una planificación y no tenés un estudio real, los pasos que vos des, lo que pueden hacer es complejizar más esta situación (..) En algunos lugares para poder avanzar hay que hacer el plan técnico primero y se está trabajando. En otros lugares que no son zonas de conflicto, se puede avanzar”, aunque no haya aún plan técnico, con los concursos.

Ahora queda claro que más allá de que la ley exija la elaboración del plan técnico como paso previo a la apertura de concursos, entrega de licencias y autorizaciones, se está avanzando sin él. Por lo tanto lo que siguen preguntándose los medios comunitarios es cómo saber si la reserva del 33 % de las localizaciones planificadas, para los sin fines de lucro – dentro de las cuales se encuentran las emisoras comunitarias- se está cumpliendo.

En varios pasajes de la entrevista se abordó el tema del 33%. Varias fueron las definiciones que dio Sabbatella  al respecto. “Como ustedes saben, el espectro es finito y por lo tanto, entra determinada cantidad de frecuencias (…) En términos generales para que puedan entenderlo, muy sencillo, digamos que como el espectro es finito, si vos tenés que ocupar un 33% con organizaciones populares, comunitarias, sin fines de lucro, y la decisión es avanzar en esa dirección, es muy posible que tendrán que dejar de existir otras que no cumplen ese requisito de ser organizaciones populares, comunitarias, sin fines de lucro, para darle lugar hace 33%”, fue una de las definiciones mas contundentes. “Hay que ordenar técnicamente para poder darle lugar a ese 33% donde hay conflicto y donde no hay conflicto, que ya se utilice el espectro”, agregó.

¿Cómo distinguiría usted a una radio comunitaria alternativa y popular o a una televisora comunitaria, alternativa y popular de una sin fin de lucro que no sea comunitaria, alternativa y popular?, se le preguntó.

Aquí su respuesta: “para mí, espacios comunitarios y populares son los que cumplen estas condiciones: organizaciones populares, comunitarias, sin fines de lucro que son las herramientas que tiene nuestro pueblo para poder expresarse, porque muchos otros medios que tienen otros objetivos, que tienen el objetivo de la rentabilidad, que tienen el objetivo empresario, no le dan la palabra a los sectores justamente que, esas organizaciones populares y comunitarias quieren que tome la palabra. Las organizaciones comunitarias y populares son las que, como no tienen los objetivos de lucro, sino que tienen un objetivo político, social, cultural, tienen un objetivo anclado en lo más profundo de nuestra Patria y en cada uno de los sectores de nuestra patria, seguramente con los sectores más vulnerables, son los sectores más desprotegidos, seguramente con quienes más necesitan, son los que permite entonces que esa voz pueda ocupar el centro de la escena pública que la  perspectiva del mercado, que la perspectiva de la rentabilidad empresarial no emite. (…) No es lo mismo una fundación, una organización que tiene una cantidad de recursos, que tiene una cantidad de posibilidades, para poder, en definitiva, manejar determinados emprendimientos, y otra cosa es una organización popular, insisto, comunitaria, sin fines de lucro que tiene una función social indiscutible y que le da voz a quienes de otra manera quizá no tienen la posibilidad de tomarla esa palabra o esa voz (..) ”.

Respecto al tema de las interferencias que vienen sufriendo alguno medios comunitarios, alternativos  y populares, se le puso el ejemplo de “FM LA Caterva 97.3” de la ciudad de Buenos Aires, interferida desde hace casi 6 meses por una radio comercial. Dijo desconocer este caso aunque unos días antes, la radio y la organización a la que pertenece habían tomado el hall del  organismo para pedir ser recibidos por los funcionarios y obtener una  respuesta concreta luego de intentar lograr una solución en varias reuniones previas. “No quiero hablar de un caso puntual porque me parece que no sería responsable, pero como criterio general es eso, nosotros estamos de acuerdo en el cumplimiento de la ley, en el 33% de las radios comunitarias y que todo el mundo esté dentro de la ley, privadas, públicas y comunitarias. El hecho de tener una u otra condición no te exime del cumplimiento de la ley”.

La mayoría de las radios comunitarias, como la anterior ley no las reconocía, no tienen licencias.  Plantear una solución a las interferencias de estas radios, partiendo de la necesidad de que estén dentro de la ley, es un callejón sin salida. La respuesta por parte de las AFSCA locales en casos de interferencias es que nada pueden hacer porque las comunitarias no tienen licencias. Y obviamente no tienen licencias porque justamente, la ley anterior no las reconoía.

El tema de la sustentabilidad de estos medios y del dinero que el Estado destina para apoyar estos proyectos, fue también parte de la entrevista.
¿Qué pasa con el 10% del fondo que se constituye con la recaudación que hace la AFSCA, a través de la AFIP, y que el artículo 97 de la ley prevé sea destinado a proyectos especiales para emisoras comunitarias, de frontera y pueblos originarios? ¿qué pasa con todos esos fondos que se han recaudado durante estos 3 años?, se le preguntó.

“Eso también se está ordenando”, fue la síntesis de su respuesta. Y aunque la distribución de la pauta oficial no es ámbito de la ley de medios –a pesar de que era  parte de los 21 puntos de la Coalición por una Radiodifusión Democrática sobre los que se basó la elaboración de la nueva ley –  se le preguntó si se puede avanzar en el proceso de democratizar la comunicación si no se acompaña con una democratización de la pauta oficial.

Su reflexión es que la pauta oficial es apenas un 5-7% de la publicidad total que reciben los medios. De todos modos, entendemos que para los medios comunitarios, alternativos y populares, 771 millones de pesos (último dato de pauta oficial de 2011 que el gobierno distribuyó concentrando la mayor parte en medios oficialistas) no es poco dinero.  En especial teniendo en cuenta que no estamos  hablando de dineros privados como son los de la publicidad en general, sino de fondos públicos.

Y para terminar esta apretada síntesis nos quedamos con una de las frases que casi al finalizar la entrevista, dijo el presidente de la AFSCA: “Lo que hay que equilibrar ahora es lo que estaba afuera, meter adentro lo que estuvo afuera durante años, los que tenían la palabra prohibida, y por lo tanto entonces por supuesto que hay que hacer más esfuerzo en lo comunitario, en lo público, que era lo que estaba excluido porque el mercado lo tenía cubierto, no solamente en lo privado sino en lo monopólicamente privado. Para cumplir la ley, hay que darle primero lugar a quienes estaban afuera”.

(1)  Entrevista completa al titular de la AFSCA Martín Sabbatella

Compartir

Ayudanos a difundir!