Buenas Prácticas, Organizaciones

Por la Descriminalización del Aborto

Este 28 de septiembre es el día de acción por la despenalización del aborto. Una de las experiencias de lucha por este derecho se refleja en la organización Lesbianas y Feministas por la Descriminalización del Aborto y su trabajo con la “Línea Aborto: Más Información, Menos Riesgos” desde donde brindan información certera sobre cómo hacerse un aborto con Misoprostol.

Por Eugenia Rodriguez

La conquista de los derechos de las mujeres, históricamente relegados, ha llevado a la organización, movilización y compromiso de diversas organizaciones que de acuerdo a los diferentes contextos históricos han impulsado y logrado reivindicaciones elementales.

Desde el derecho al sufragio, a las demandas por igual salario, la posibilidad de estudiar, de ocupar cargos jerárquicos, de ser políticas, de aceptar o rechazar la maternidad –mandato socialmente impuesto- hasta la luchas en contra de las diversas expresiones de violencia que sostienen el sistema capitalista y patriarcal en el que vivimos, forman parte de esa historia.

Importantes han sido las conquistas obtenidas, las legislaciones que a nivel nacional e internacional buscan proteger a las mujeres, condenar las violencias machistas y promover un cambio cultural. Mucho es  lo que falta para asegurar el pleno compromiso de los gobiernos en la aplicación de las normativas, y para que las fuerzas que participan en situaciones como la violencia física: policías, poder judicial, fiscales, dejen de revictimizar  a las mujeres amparados en parámetros sociales estigmatizantes y patriarcales.

En este proceso de lucha se levanta como demanda pendiente avanzar sobre el cumplimiento efectivo de los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres, para que puedan decidir libremente y con autonomía sobre sus cuerpos, sus proyectos de familia, su destino. El derecho al aborto, legal, seguro y gratuito sigue siendo desoído por los estados a pesar de las miles de mujeres que cada año mueren por abortos clandestinos. Mujeres humildes, fundamentalmente.

Este 28 de septiembre es el Día de Lucha por la Despenalización del Aborto en América Latina y El Caribe, una fecha que reúne y visibiliza el accionar de cientos de organizaciones comprometidas en la construcción de una sociedad igualitaria, donde las mujeres puedan gozar de plenos derechos. La lucha por el cumplimiento efectivo del llamado aborto no punible, el aborto legal reconocido en determinadas circunstancias  como en casos de violación o peligro de salud para la vida de la mujer, se hace oír ante las irregularidades vigentes en los hospitales estatales y privados de todo el país, que no pueden ya negarse a cumplir con la normativa, aunque lo siguen haciendo.

A su vez, el reclamo por el reconocimiento del derecho a abortar para toda mujer que desee hacerlo, se intensifica, con argumentos e información sólida, en busca de la aprobación de un proyecto que evite muertes masivas, que permita a las mujeres decidir sin culpabilizarlas y criminalizarlas.

En el marco de esa lucha, conocimos el trabajo que realizan desde la organización Lesbianas y Feministas por la Descriminalización del Aborto, un grupo que surgió allá por el 2009 para brindar información certera sobre abortos con Misoprostol, medicamento reconocido por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como el más seguro y efectivo para interrumpir un embarazo, fuera de los nosocomios.

La Línea Aborto: “Más Información, Menos Riesgos”, recibe llamadas de todo el país, todos los días del año, y brinda información pública, científica y bien fundamentada “sin presionar a las mujeres que llaman”.

Christian Gruenberg, de Lesbianas y Feministas, contó a enREDando que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS) el Misoprostol “es la forma más segura y efectiva para abortar en las casas sin control médico hasta la semana doce de embarazo. Lo que necesitan las mujeres es realizar una eco diez días después del aborto para confirmar que ocurrió”.

El medicamento se consigue en las farmacias con una receta común: “Nuestro trabajo tiene como principal objetivo desclandestinizar el aborto y sobre todo el acceso. El Misoprostol está en la lista de medicamentos esenciales, tiene que ver con la salud sexual y reproductiva de las mujeres, por lo cual es un medicamento legal  y debe estar disponible”. No obstante, Christian reconoció que muchas veces las farmacias resignan el acceso al medicamento y los médicos que tienen la obligación de brindar información correcta sobre el Misoprostol, no lo hacen,  poniendo en peligro la salud de la mujer.

Por ello, señaló la importancia la importancia de adquirir el medicamento en las farmacias y no en la calle o por internet y resaltó que “cada mujer tiene que hacer efectivo sus derechos frente al farmacéutico y frente a los médicos que muchas veces las han atendido durante años y cuando deciden abortar las abandonan. Es una estrategia de la corporación médica el culpar a las mujeres por el embarazo y el aborto, de tal manera que los médicos no tengan la obligación de recetar”, advirtió.

¿Cómo usar Misoprostol?

Según explican desde Lesbianas y Feministas, existen dos modos de aplicación de las doce pastillas de Misoprostol necesarias. Vía oral y vía vaginal, debiendo implementarse uno u otro método de acuerdo a la información que brindan en la línea 011 15 66 64 7070 donde luego de recibir llamadas o mensajes, las militantes se comunican con las mujeres en 24 horas. Todos estos datos se encuentran compilados en un Manual “Todo lo que queres saber sobre cómo hacerse un aborto con pastillas” (link: http://nebula.wsimg.com/f7467bb21a591c137c8202a4691e0087?AccessKeyId=D34CC03CC1FCC38F3272&disposition=0&alloworigin=1) que “recopila información organizada y escrita de manera que cualquier mujer puede leer y entender. Es una herramienta pedagógica para la autonomía de las mujeres. Ya publicamos más de 20 mil por todo el país, se han descargado más de un millón por internet, y sabemos que circula por toda América Latina”, expresó Christian.

Ambos procedimientos permiten un aborto seguro con el “90 por ciento de efectividad”, considerando que “de cada diez mujeres nueve lo logran en el primer intento, y que ese porcentaje que no lo logra puede volver a usarlo las veces que sea necesario”. En tanto que “los riesgos de hemorragias que son los principales en casos de abortos inseguros, son bajísimos, casi inexistentes, por eso hablamos de seguro y efectivo. En los países donde el aborto es legal el Misoprostol es el principal método usado por la mujeres”.

Tres momentos                                                                                                

Al ser consultado sobre las informaciones y reflexiones que han surgido de estos años de experiencia de implementación de la Línea, Christian destacó tres etapas: “la primera, es que hace tres años circulaba información errónea, lo que llamamos terrorismo informativo. Había información certera de la OMS en internet pero no circulaba por esta campaña de datos falsos para generar miedo, se podía ver en diarios y televisión, donde se decía que el Misoprostol provocaba hemorragia y mataba niñas. Era un relato que correspondía al aborto inseguro con hierbas o métodos tradicionales, que sí son peligrosos. Las mujeres llamaban y preguntaban ¿no me voy a morir con las patillas?”.

 Y luego continuó: “Nos tomó dos años ir deconstruyendo este terrorismo desinformativo y confrontarlo con información científica y feminista. Para eso sirvió mucho el Manual.  Lo leían y cuando llamaban ya sabían cómo hacerlo. Esta es la segunda etapa, en donde las mujeres llaman con información y hacen preguntas puntuales y lo que quieren es la receta. La información ya fue apropiada por las mujeres pero aparecen las barreras de los consultorios médicos para brindar información, porque muchas creían que estaba prohibido conseguir el medicamento, entonces abordamos la cuestión de su legalidad. Y lo que vimos en los últimos años es que el debate político del Misoprostol hizo que muchos médicos reflexionaran, se informaran. Registramos así que cada vez más las mujeres abortaban de manera más segura y más temprano porque reciben información más rápido”.

La tercera etapa se vincula a las presiones devaluatorias generadas el año pasado en el país y que generaron un aumento de los precios, sobre todo en el mercado farmacéutico. Frente a ello, el gobierno nacional firma un acuerdo con la empresa farmacéutica que controla el monopolio de producción del Misoprostol (Oxaprost) para que se comercialice con el precio anterior a la inflación. “En enero del año pasado el costo era de 530 pesos y había subido a 700. Pero la empresa monopólica decide modificar la cantidad de pastillas de Misoprostol pasando de 16 a 20 comprimidos, y se duplicó nuevamente el precio”, advierten desde Lesbianas y aseguran que están trabajando actualmente en una campaña nacional para que las mujeres denuncien esta maniobra fraudulenta y misógina, producto de la posición dominante del laboratorio Beta en el país.

Finalmente desde la organización destacan la importancia de “federalizar la línea”, para lo cual trabajan con otras organizaciones como es el caso del Frente de Mujeres del Movimiento Evita en Rosario y Mujeres de Nuevo Encuentro de Rosario, así como en diversos territorios del país.

Contacto Facebook: Línea Aborto: más información, menos riesgos

Web: http://www.abortoconpastillas.info/

Consejería de Mujeres de Nuevo Encuentro Rosario: Cerrito 1718, los jueves de 17 a 19 hs.

También te puede interesar

Compartir

Ayudanos a difundir!